Rancia, la cerveza que homenajea a Sevilla

0
1091

No es una novedad que en Sevilla no hace falta ninguna excusa para tomar una cerveza. Lo tenemos inculcado como un estilo de vida y esa es un poco la idea de la nueva cerveza artesanal Rancia. Esta cerveza sevillana surge de la mano de 5 amigos que querían homenajear a Sevilla y que se está convirtiendo en un éxito absoluto. Hablamos con sus socios para que nos cuenten más sobre esta cerveza que ya nos tiene enamorados.  

¿Cómo surge la idea de La Rancia?

Pues como salen las mejores ideas: entre amigos y con unas cervezas de por medio. Los cinco nos habíamos puesto a probar a hacer cervezas artesas en casa… ¡Y éramos un desastre! Menos uno de nosotros, Miguel Ángel, que dio con la tecla de una receta maravillosa que es la actual Rancia.  A partir de ahí, decidimos homenajear a aquello que nos une: nuestro amor por Sevilla. Por eso rescatamos a algunos de los personajes más queridos de la ciudad para que fueran los embajadores de nuestra cerveza.

¿Quiénes formáis parte de ella?

Somos 5 amigos: Julio Muñoz ‘Rancio’, Antonio Villegas, Luis Miguel Luque, Miguel Ángel Plaza e Ilde Cortés. Cada uno tenemos nuestros trabajos y en nuestras familias quieren matarnos porque le dedicamos a Rancia todo el tiempo que tenemos, pero ¡es que nos tiene enamorados!

Cualquier sevillano sabe que aquí no necesitamos muchas razones para tomar una cerveza, podríamos decir que es un estilo de vida ¿no?

Para nosotros lo es, sin duda. Forma parte de la idiosincrasia más sevillana. Aquí el afterwork lo inventamos hace décadas. Solo que le pusimos ‘la cervecita de después’, que es mucho más natural.

Sin embargo hay una marca también de la tierra que está más que implantada, aún así os habéis lanzado con este proyecto. Sólo unos auténticos emprendedores lo harían ¿no?

Alguien nos dijo que estábamos ‘chalaos’, y creo que es la mejor definición posible. Pero nosotros no venimos a competir. Echamos un buen rato, nos sirve para juntarnos y disfrutamos un montón. El cariño de la gente es alucinante y eso no tiene precio.

¿Qué tiene de especial La Rancia?

Tiene de especial que es 100% artesana. Hasta los expositores que damos a los bares se hacen a mano. Rancia no se filtra, no se pasteuriza, no se clarifica y su gas es atmosférico, 100% natural. Es única en su especie… y está rica que te mueres.

¿Dónde se produce La Rancia?

Fabricamos en Beer and Dreams, en el Polígono PISA. Allí es donde se produce la magia. La receta es alto secreto… tan alto que como un día se le olvide a Miguel Ángel, ¡a ver qué hacemos!

¿Cuánto tiempo lleva el proyecto en marcha?

La primera vez que salimos a la venta fue el 2 de mayo, aunque llevábamos con la idea desde noviembre de 2018. Pero claro, es que no teníamos ni idea de botellas, chapas, tipos de etiqueta, tipos de impresión… ¡No teníamos ni idea de dónde nos metíamos! La cosa era sacar una cerveza limitada en el tiempo, homenajear a la ciudad, sacar fondos para apoyar la estatua de El Pali y listo. ¡Pero se nos ha ido de las manos!

¿Cómo ha ido desde que salió a la venta?

Muy bien. No esperábamos algo así. Ahora estamos en más de 30 bares, en Sevilla y en Madrid, y con algunas reuniones pendientes súper ilusionantes. No le vamos a poner frenos a Rancia siempre que siga siendo divertido para los que formamos parte de ella.

¿Por qué ese nombre?

Creemos que la Sevilla ‘Rancia’ es un elemento a recuperar. Sevilla ha de estar orgullosa de su identidad, de sus tradiciones, de sus personajes, de su cultura… Además, uno de nuestros socios es el popular ‘@Rancio’, que ha conseguido que muchos personajes olvidados tengan su sitio en la memoria de la ciudad. Así que sumamos todo y… ¡salió Rancia! Recuerdo cuando dimos de alta la sociedad, la cara que puso el notario… Nos dijo: ¿y ustedes creen que con este nombre van a vender cerveza? ¡Y fíjate ahora!

Una de las características de esta cerveza es su etiqueta, que muestra a seis personajes emblemáticos de la ciudad: El Pali’, La Roldana, Paco Gandía, la Abuela del Betis, Silvio y las Santas Justa y Rufina, ¿nos contáis un poco sobre esta idea?

Para cada uno de nosotros son personajes importantísimos en la historia de la ciudad. No teníamos mejor forma de identificar a Rancia con Sevilla que contando con sevillanos ilustres en su etiqueta. Y pronto habrá novedades con ellos… pero aún no te las puedo desvelar.

¿Por qué hay que beberla con el dedo hacia arriba?

¿A ti no se te va a veces el meñique cuando bebes? Caímos en eso y en una mítica foto de El Pali bebiendo justo así… Parecía una señal del destino. Admiramos a El Pali, nos sumamos a su causa benéfica, está en nuestra etiqueta, rezuma sevillanía… ¡Y tenía una forma única de beber!

Tenéis como propósito construir una estatua que homenajee al cantaor El Pali, ¿no es así?

Bueno, la idea no es nuestra. Fue una iniciativa popular y la estatua ha de subvencionarse con donaciones. Nosotros, simplemente, hemos destinado los beneficios de los primeros mil litros para dar un empujoncito además de hacer mucho ruido. Sabemos que hemos ayudado, la familia nos ha mostrado su agradecimiento y nosotros hemos ganado un montón de amigos gracias a eso.

¿Dónde podemos disfrutar de la Rancia?

Actualmente está en más de 30 bares en Sevilla, y seguimos creciendo. Prácticamente hay al menos un bar por barrio en Sevilla que nos tiene. También en algunos puntos del Aljarafe e incluso en Madrid. Lo mejor es que los consultes en nuestra web, www.rancia.es, porque se van actualizando a diario.

¿Qué planes tenéis a corto y largo plazo?

¡Buena pregunta! Primero de todo, seguir divirtiéndonos, creando situaciones que vinculen a Sevilla con Rancia. Eso implica estar en más y más bares. Estamos trabajando mucho en la expansión y distribución y preparando algo muy especial de cara a Navidad. Los próximos seis meses van a ser muy movidos para Rancia… ¡Y me encantará que seáis testigos de ello!