PSICOLOGÍA. Vuelta al cole: recomendaciones para empezar con buen pie

0
169
Back to school. Cute child schoolgirl sitting at a Desk in the room. The kid is learning and doing his homework. The girl hides and is happy to close the book.
Por Mª Ángeles Sánchez psicóloga infantil de Crecer Gabinete de Psicología Infanti

El comienzo de la escuela tras las vacaciones y la vuelta a la rutina a menudo puede resultar duro, por eso es muy importante buscar la forma de hacer lo más positiva posible la transición entre el relax y la diversión del verano y la vuelta al cole y las rutinas. Además, este año a lo anterior hay que unir el problema del coronavirus que hizo que el curso anterior se terminasen las clases presenciales de forma abrupta y que tod@s tuviésemos que adaptarnos como pudimos a la “escuela en casa”. De momento el panorama hace que septiembre se presente como algo incierto con respecto al nuevo curso pero sea como sea y aunque el coronavirus haya cambiado por completo nuestra realidad y nuestra forma de ver las cosas septiembre sigue siendo sinónimo de la vuelta al cole y a las rutinas y obligaciones.    

 Y aunque la vuelta al cole pueda hacerse cuesta arriba tanto para los niños y niñas como para l@s adult@s hay algunos sencillos consejos que pueden hacer que el regreso a la escuela durante las primeras semanas sea mucho más fácil.

Lo primero es saber que la vuelta al cole es algo muy emocionante para tu hij@ ya que supone volver a reencontrarse con sus amig@s y enfrentarse a los nuevos retos que supone el nuevo curso. Especialmente este año estas emociones estarán incrementadas ya que van a volver a ver a algun@s compañer@s a los que hace mucho tiempo que no ven y puede que tengan dudas sobre si este año les costará más seguir el ritmo del colegio. A esto hay que añadir las nuevas medidas de seguridad que tendrán que seguir en el colegio y a las que se tendrán que acostumbrar.     

Todo lo anterior puede hacer que tu hij@ esté más nervioso de lo habitual y que le cuesta más adaptarse al nuevo curso. Por eso es importante:

  • Retomar la rutina y los nuevos horarios de manera gradual. 

El verano normalmente significa horas de acostarse más tarde y en general un ritmo desigual y más lento. Al menos una semana antes de que comience el cole establece una hora de acostarse y levantarse más temprano, con el fin de que tu hij@ pueda volver a acostumbrarse a levantarse, desayunar, vestirse y salir hacia el cole cumpliendo un horario y sin prisas. Como ya sabrás l@s niñ@s a menudo se sienten más cómod@s con las rutinas, y un poco de práctica facilitará el primer día de cole a tod@s.

  • Reajusta horarios y espacios. 

Un descanso adecuado es muy importante para que tu hij@ pueda rendir de manera adecuada por lo que es imprescindible establecer una rutina regular a la hora de dormir y de levantarse para evitar las prisas y que tengamos tiempo suficiente y de esta manera evitar empezar la mañana con enfados y discusiones.   

También es recomendable establecer un lugar concreto donde tu hij@ pueda estudiar y hacer sus tareas y en un período de tiempo determinado. Para que el trabajo sea más efectivo asegúrate de que tu hij@ dispone o puede encontrar fácilmente todas las cosas y materiales que necesita sin distraerse demasiado y elimina todas las distracciones, especialmente mantén las tecnologías fuera del alcance de tu hij@ y establece límites claros sobre el uso de las redes sociales, descartándolas de los momentos de estudio. Y respecto a la duración de las tareas establece un horario para evitar que se eternicen. 

 ¡Feliz vuelta al cole!