Las inspecciones de tiendas online existen

0
175
Por Enrique López Navarrete 
Delegado Protección de Datos, Auditor ISO 27001 y CEO de Lexsuite Consulting

Algunos creen que las inspecciones de webs son fake news o un mito, pero para Rosa ha supuesto un agujero en el bolsillo de más de 5.000€. 

Os voy a contar la historia de Rosa, que es el nombre ficticio que le he puesto a mi clienta para proteger su privacidad.

A finales del 2020 tiene una inspección de la Oficina Provincial de Consumo de Cádiz. Rosa tiene una tienda on-line de moda, productos textiles y complementos en Torrelavega, Cantabria.

Acababa de trasladar su tienda de su dirección fiscal, a la actual, pero sin notificarlo a la Agencia Tributaria, por lo que el requerimiento llegó a su antigua dirección y ni se enteró.

Pasaron los plazos y en febrero de 2021, le llega una carta de pago de la Agencia Tributaria con la sanción de la Oficina de Consumo de la Junta de Andalucía por 5000€ más recargos.

En Mayo de 2021, recibe una segunda inspección esta vez de la Dirección General de Comercio y Consumo de Cantabria con otro requerimiento a subsanar en su página web sobre las Condiciones Generales de Contratación.

El Ministerio de Industria, a través de la Direcciones Generales de Consumo y sus oficinas provinciales inspeccionan unas 13.000 websites al año y te puede tocar a ti, independientemente de donde vivas y tengas tu web. 

¡Qué me dices Enrique, que yo vivo en Sevilla con mi tienda online, y me puede llegar una inspección de la Junta de Castilla y León! 

¡Exacto!

Si vendes en España, tu web está sujeta a cualquier inspección de la autoridad competente. 

Por mi experiencia, la mayoría de las tiendas on-line suelen fallar en los mismos puntos:

Falta de información clara sobre el responsable de la web.

Falta de información clara sobre precios e impuestos. 

No informar sobre el derecho de desistimiento.

No informar sobre la Plataforma de Arbitraje de la UE, que es obligatorio.

Falta de información sobre las garantías de los productos que vende.

Cláusulas abusivas, etc.

Es un ejemplo de lo que sucede con los “copia y pega” y porque no funcionan, especialmente en una tienda online.

Para muestra un botón: La normativa que rige la protección de datos no es la LOPD 15/99, como ponen miles de webs todavía, esa Ley se derogó en 2018, la actual es la LOPDGDD 03/2018 y el RGPD 679/2016.

Como siempre, podéis preguntar vuestras dudas en elopez@lexsuite.es y en www.lexsuite.es