Entrevista a José Manuel Lastra

0
587

Creada en 1.980, la Asociación Empresarial de Agencias de Viajes de Sevilla (AVISE Sevilla) trabaja por defender y representar a las Agencias de Viajes en problemáticas comunes. Ha sido uno de los sectores más castigados por la pandemia y por las restricciones que se ha padecido. Gracias al levantamiento del Estado de Alarma, están viendo como se está empezando a recuperar y es que si algo tienen las Agencias es la confianza que transmiten al viajero o viajera. Su trabajo no termina cuando se le da el billete, sino que hay un acompañamiento antes, durante y después del viaje.

¿Cuándo y por qué nace AEVISE?

La Asociación Empresarial de Agencias de Viajes de Sevilla fue fundada en 1.980, por lo que estamos hablando de una organización con más de cuatro décadas de existencia. Es una evidencia del interés y la inquietud que siempre ha existido en el empresariado sevillano de Agencias de Viajes por conformar un estamento que represente y defienda los intereses globales de un sector con importantes hechos diferenciales respecto a otros y que es capital para la industria turística. Estos, creo, fueron los fundamentos que llevaron a sus promotores a crear AEVISE.

¿Qué servicios ofrecéis a vuestros asociados?

Nuestros objetivos son principalmente los mencionados anteriormente, defender y representar a las Agencias de Viajes, identificando problemáticas comunes sobre las cuales haya que actuar para el bien global. A partir de ahí, también ofrecemos asesoramiento en diferentes ámbitos, así como formación específica. Nuestra pertenencia a la Confederación Empresarial Sevilla -así como a la CEA- y a la Confederación Española de Agencias de Viajes nos permite gozar también de los servicios que dichas entidades prestan y que por supuesto ponemos a disposición de las agencias asociadas.

¿Tenéis desde la asociación algún proyecto para la campaña veraniega?

Este año tan especial hace que nuestros proyectos inmediatos se basen en tratar de difundir la confianza y seguridad que las Agencias de viajes aportan a los clientes, así como a proveedores y destinos. El pasado año se vivieron muchas escenas complejas derivadas de los cierres de fronteras, de las cancelaciones de vuelos, etc. Y ahí estuvieron los y las agentes de viajes, acompañando en todo momento a sus clientes para resolver lo que fuera necesario. Es una labor que ha sido muy valorada y que creemos refuerza el posicionamiento del sector de cara a los viajes y al cliente post-covid, que buscará esa tranquilidad y asesoramiento proveniente de las agencias, sabiendo que la labor no terminará cuándo se emitan los billetes, sino que habrá un acompañamiento antes, durante y después del viaje.

Pero también tenemos proyectos a medio plazo, como es la creación de una herramienta digital que ayude a nuestras agencias a distribuir sus productos, a la vez que permite la colaboración entre asociadas. Y también estamos preparando la celebración del II Salón del Viaje de Sevilla, que estaba previsto se realizara en 2020 pero que lamentablemente tuvo que ser cancelado. Estamos trabajando para que se pueda llevar a cabo a mediados de septiembre de 2021 y que su celebración suponga un importante avance de la industria de los viajes y el turismo en favor de la deseada y necesitada recuperación.

Habéis sido uno de los sectores más castigados por la pandemia ¿Habéis recibido algún tipo de ayuda por parte de la Administración?

Lamentablemente hemos de decir que los organismos públicos no han estado a la altura. Y no será por nuestra insistencia a la hora de trasladarles en reuniones, conversaciones telefónicas, escritos, etc, la gravedad de la situación. Muchos sectores lo han pasado mal, pero probablemente ninguno con la intensidad de las Agencias de Viajes. Así lo corrobora el Instituto Nacional de Estadísticas en su informe mensual IASS (Indicador de Actividad del Sector Servicios) que mes a mes arroja el espeluznante dato de una caída de facturación cercana al 90%, por encima de otros sectores también muy castigados (y necesitados de ayuda) como la hotelería, el transporte aéreo, etc. También somos la actividad con mayor dificultad a la hora de recuperar a trabajadores de los ERTE, debido a haber estado más de 14 meses sin casi ingreso alguno. Estas evidencias, constatables en datos oficiales, no han servido para que se tenga una especial atención para con las Agencias de Viajes, al menos en Andalucía. Las primeras ayudas directas se convocaron el pasado mes de abril, consisten en 3.000 euros por empresa y está previsto cobrarlos en el verano, un año y medio después de comenzada esta crisis. Por lo tanto, ayudas insuficientes y tardías. En el sector consideramos que se podría y se debería haber hecho mucho más.

¿Tenéis alguna previsión de cómo se va a desarrollar este segundo semestre?

Una vez eliminadas las restricciones de movilidad que afectaban incluso a no poder movernos entre las provincias andaluzas y sobre todo tras la caída del Estado de Alarma, hemos empezado a notar cierta animación por parte de la clientela. Unos clientes que están deseando realizar viajes y escapadas, pero que aún se encuentran con una serie de circunstancias que impiden puedan actuar con la normalidad deseada. Ello hace que inicialmente se estén recuperando los viajes de proximidad, en nuestro caso mayoritariamente dentro de la propia Andalucía. En ese sentido tenemos la gran ventaja de tener una tierra rica y diversa, con múltiples atractivos dignos de ser disfrutados: playas extensas, pueblos tranquilos y pintorescos, ciudades cosmopolitas y animadas, arte, cultura, gastronomía, paisajes, … todo ello nos permite poder ofertar a nuestros clientes una amplia gama de producto. Pero, como es lógico, la recuperación total pasa por la vuelta de los viajes internaciones, sobre todo los de media y larga distancia. Estamos expectantes para ver qué medidas se toman para conseguir dicha reactivación. El pasaporte verde europeo debe ir en esa dirección. Por lo tanto, el segundo semestre se iniciará con viajes dentro de Andalucía y España, alguna escapada europea quizá a partir de julio o agosto, y el largo radio a partir de finales de 2021 o principios de 2022.

¿Qué nos puedes contar sobre el Bono Turístico Andaluz?

Ha sido una gran iniciativa, en la que las asociaciones de Agencias de Viajes de Andalucía hemos tenido un especial protagonismo. La medida, puesta en marcha por la Consejería de Turismo de la Junta de Andalucía, fue muy aplaudida por el sector. Se activó en octubre de 2020 pero ha sido prácticamente imposible de utilizar, debido a las restricciones a la movilidad. Ahora es cuando pensamos se le podrá sacar partido e intentaremos que ayude a la recuperación de nuestro sector, a la vez que sirva de revulsivo para el turismo, la hostelería y el comercio en nuestra comunidad autónoma. Y por supuesto que ayude a motivar al andaluz a conocer su tierra y disfrutar de un merecido descanso, después de tiempos que han sido muy duros para todos. Estamos hablando de un importante descuento de entre el 25 y el 50% del importe, con unos máximos, dependiendo del tiempo de estancia y también del tramo de edad del viajero. Por lo tanto, valoración positiva de esta iniciativa que deja muy a las claras que las Agencias de Viajes no nos quejamos por que sí (alguna vez nos han acusado de ello) y que no nos duelen prendas a la hora de hablar en positivo de aquello que se hace bien.

Y, para terminar ¿qué mensajes lanzas a los lectores de PYMES Magazine?

Me gustaría señalar la gran importancia que en varias vertientes tiene el sector de las Agencias de Viajes. Por supuesto, como actor directo y transversal con cada uno de los sectores que conforman la industria turística, aportando calidad a la misma, así como intermediando y creando producto. La labor que realizamos servirá para que de nuevo el turismo vuelva a ser ese motor económico que aporta casi el 15% del PIB de manera directa y que según varios estudios supera el 30% si tenemos en cuenta sectores sobre los cuales también influye el turismo (transporte, alimentación, comercio, etc). Y, también, actúan las Agencias sobre una cuestión de tanta importancia como es la cultura, ya que viajar refuerza este aspecto entre la ciudadanía. Mantener el tejido presencial de las Agencias es vital para que muchas personas tengan acceso a los viajes y al turismo, y ello contribuye de sobremanera sobre el ocio y la cultura de las personas.