Economía impulsará la digitalización y competitividad comercial con el VI Plan Integral de Fomento del Comercio Interior

0
317

La delegada territorial de Empleo, Formación, Trabajo Autónomo, Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad, María del Mar Rull, ha presentado en la Cámara de Comercio junto con su presidente, Francisco Herrero, y el de la Confederación de Empresarios de Sevilla (CES), Miguel Rus, el VI Plan Integral de Fomento del Comercio Interior, elaborado por la Consejería de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad y dotado con más de 49 millones de euros de presupuesto hasta 2022. Al acto, en el que también ha participado el Delegado del Gobierno de la Junta, Ricardo Sánchez, y la Directora General de Comercio Lorena Garrido, han asistido empresarios del sector y sindicatos. El plan tiene como objetivos fomentar la innovación y digitalización comercial, la promoción de la competitividad, el emprendimiento y la ordenación comercial racional y equilibrada.

Según ha explicado la delegada, el sector comercial tiene un importante peso en la generación de riqueza y empleo en la provincia. Concretamente, está integrado por 30.198 empresas distribuidas en 39.209  locales comerciales y emplea a 104.000 personas (incluyendo la hostelería, el transporte y el almacenamiento). Este tejido empresarial genera un volumen de negocio cercano a los 15.700 millones euros, de los que 4.053.598 millones corresponden al comercio minorista de la provincia, según datos de 2017.

Transformación digital

El nuevo plan integral, en cuya elaboración se ha contado con la opinión y propuestas de representantes del comercio y de expertos, tratará de modernizar, potenciar y ordenar este sector en torno a tres objetivos estratégicos: “el fomento de la innovación y la implantación de nuevas tecnologías es el primer eje; el segundo se centra en la ordenación comercial racional, equilibrada y adecuada al entorno urbanístico; y el tercero persigue una mayor competitividad y emprendimiento en el sector mediante la simplificación de trámites burocráticos y determinados cambios normativos”, ha señalado Rull.

La delegada de Economía ha insistido en la necesidad de que el comercio minorista “asuma un cambio de cultura organizativa hacia la transformación digital para que sea competitivo ante un escenario cambiante en el que surgen nuevos hábitos de consumo y no deja de crecer el comercio electrónico”. Para apoyar a empresarios y trabajadores del sector en este proceso, el plan incluye acciones formativas, planes de diagnóstico y acciones de capacitación, asesoramiento y acompañamiento a las pymes para su transformación digital.

También se convocarán ayudas para la incorporación de soluciones tecnológicas, para favorecer el relevo generacional, modernizar las empresas y apoyar su crecimiento. Asimismo, se pondrán en marcha otras novedosas medidas como un concurso de proyectos innovadores, una plataforma en la que los comerciantes podrán consultar de manera ordenada todos los trámites que tienen que hacer con la administración y una app para móviles que integrará la oferta comercial andaluza.

Un sector equilibrado y ordenado

Maria del Mar Rull ha subrayado el papel del pequeño comercio en los pueblos y ciudades, “por su oferta cercana de bienes y servicios y porque da carácter a los centros urbanos y barrios, incluso formando parte de su patrimonio histórico”. En ese sentido, ha explicado que el segundo objetivo del nuevo plan persigue una ordenación comercial racional y equilibrada entre los distintos territorios y formatos, mediante a implantación de planes estratégicos de comercio en cada municipio y la creación de Consejos Municipales de Comercio, así como mesas de trabajo de impulso al comercio rural y el comercio seguro, para frenar los hurtos y el intrusismo. 

En este segundo eje del plan se incluyen ayudas dirigidas a ayuntamientos y asociaciones de comerciantes ambulantes para consolidar los mercadillos, de los que hay 117 en la provincia que emplean a unas 8.000 personas; medidas de apoyo a los Centros Comerciales Abiertos (en Sevilla hay uno reconocido y está en la capital, ALCENTRO, con 140 establecimientos adheridos), como la creación de una marca común que los ponga en valor y el desarrollo de nuevas herramientas de planificación y gestión de los Centros; y se realizará un mapa para conocer el grado de implantación de las medidas de eficiencia energética en los diversos formatos comerciales.

Simplificar trámites y potenciar el emprendimiento comercial

“El tercer objetivo del Plan Integral de Fomento de Comercio Interior se centra en la simplificación administrativa de procedimientos que, en ocasiones, son innecesarios, complejos y están obsoletos y que perjudican a la actividad comercial”, ha detallado la delegada Para ellos se van a incorporar las propuestas del grupo de expertos que trabaja en el Plan para la Mejora de la Regulación Económica de Andalucía en aspectos como el régimen de horarios comerciales, las zonas de gran afluencia turística y la implantación de grandes superficies comerciales minoristas.

Además, en este tercer eje se van a implantar otras medidas como ayudas para la dinamización comercial para asociaciones, la elaboración de una guía para el relevo generacional, la promoción internacional de los productos locales y del sector comercial en general y acciones para fomentar la iniciativa emprendedora en este sector.